Autónomo por día ¿Es posible?

Published by xaviergarcia on

Autónomo por día ¿Es posible?

Las personas que trabajan por su cuenta son los llamados autónomos o nuevos emprendedores. Estas personas ofrecen sus servicios de manera freelancer o a una cartera de clientes.

Actualmente, esta comunidad se ha expandido mucho en países subdesarrollados, como los de Sudamérica y África. Los autónomos en España, para poder ejercer sus oficios de forma legal y más libre, deben registrarse en el RETA, Régimen Estatal de los Trabajadores Autónomos.

Sin embargo, ser autónomo no es algo tan fácil. Encontrarás restricciones y beneficios que debes tener en consideración. Por esta razón, para facilitar la entrega de tus servicios, debes tener en regla toda la documentación que te soliciten.

Los autónomos por día son aquellos que pueden darse de alta en el RETA sólo por unos días. De esta manera, pagarás sólo un parte que sea proporcional a lo que hayas obtenido en esos días.

Las altas en autónomos por días te permiten desarrollar y trabajar en tus actividades sólo los días que hayas especificado. Según la ley, el alta de autónomos por días sólo los puedes solicitar 3 veces al año.

En caso de haberse cumplido los plazos del alta, puedes comenzar a pagar mensualmente las cuotas de autónomos por días. Conociendo bien la ley, puedes trabajar como autónomo de lleno. Este conocimiento te ayuda a no incurrir ningún tipo de irregularidad y poder ejercer con total libertad.

Manteniéndote al día con los pagos de la Seguridad Social y de las cuotas, no tendrás que pagar los cargos extras derivados de los retrasos. Igualmente, debes darte de alta en la Agencia Estatal de Administración Tributaria, la AEAT, para que puedas facturar como autónomo.

Los autónomos por días sueltos y las cotizaciones.

Los días sueltos son aquellos días en que los autónomos no quieren trabajar, como los días festivos, navidad, etc., pero estos días te sirven para ponerte al día con la documentación y los pagos que debas realizar. En esos días, puedes también organizar tus archivos, facturas, etc.

De esa manera, cuando te reincorpores a tus labores, tendrás todo organizado y al día.

Como es bien conocido, cada año se realizan reformas en las leyes e instituciones. La Ley de Autónomos no está exenta de modificaciones y dentro de las novedades que trae esta ley, se encuentra el poder cotizar por días trabajados.

Anteriormente, debías pagar la cotización del mes completo, aunque no hubieras trabajado todo el mes. La nueva reforma te permite sólo pagar esos días que, efectivamente, hayas trabajado.

Para que puedas calcular tus cuotas, debes dividir el monto total de la cuota mensual entre 30 días. Ese resultado te dará el costo por día. Por lo tanto, puedes multiplicar el monto diario por los días que has trabajado, lo que se convierte en un beneficio para los autónomos por días.

Pagar una cuota proporcional a los días trabajados es realmente un beneficio. La ley estipula que los autónomos sólo van a cotizar los días dados de alta en el período de un mes. Eso quiere decir, por ejemplo, que, si te diste de alta 8 días, vas a pagar la cuota proporcional de dichos días dados de alta.

Esto supone un ahorro para los autónomos por días. La única desventaja que puedes notar en esta ley es que sólo puedes optar por esta medida tres veces cada año.  

Facturar, aunque no seas un autónomo.

Lo mejor que existe es que trabajes en un ambiente laboral tranquilo, profesional, donde las relaciones con tus compañeros sean excelentes. Parece una utopía, pero estos sitios pueden existir, sólo que son tan pocos, que parecen imposibles.

Muchas veces, te cansas de recibir órdenes todo el día. Algunas veces, te encuentras en ambientes muy tóxicos que acaban con tu tranquilidad. Hay muchos factores que pueden influir en tu rendimiento laboral.

Cuando encuentras tu pasión, entonces nunca trabajarás, porque al hacer lo que más te gusta, todos los días pasarán con gran emoción. Es por esa razón que muchas personas eligen ser autónomos, trabajar por cuenta propia y hacer lo que más les guste.

En España, ¿cómo puedes facturar sin ser autónomo? Los ciudadanos que no son autónomos, pero lo ejercen como una segunda opción, son, por ejemplo, estudiantes que dan clases particulares para costear sus estudios, profesionales que son conferencistas, etc.

Son personas que no obtienen suficiente dinero con sus sueldos actuales, que pueden cubrir sus necesidades básicas, pero no pueden alcanzar una vida plena, como comprar un apartamento, un auto, cubrir los estudios superiores, etc.

Estas personas optan por ser autónomos como algo adicional. Muchas veces, caen en errores de facturación por no estar informados sobre lo que conlleva esa acción. La AEAT obliga al ciudadano a estar dado de alta para poder generar facturas de cualquier tipo, no importa el trabajo que se realice.

Así que, facturar sin ser autónomo, no es tan fácil como muchos creen. Puedes ser sancionado si lo practicas sin darte de alta en las instituciones pertinente como el RETA, tal y como la ley estipula.

Esto se debe a que, si facturas sin ser autónomo legalmente, vas a crear un vacío legal que repercutirá en sanciones posteriormente.

Por ejemplo, la Seguridad Social, no encuentra ninguna diferencia entre los profesionales que dedican las horas estipuladas semanalmente a su negocio, y los profesionales que imparten clases particulares los fines de semana.

Sin embargo, es legal que factures sin ser autónomo, siempre y cuando los ingresos que percibas sean inferiores al salario mínimo interprofesional. Este salario, en 2019, era de 12.600 euros netos al año.

Hay límites para facturar sin ser autónomo.

Toda remuneración que percibas sin importar el trabajo, debes presentarla ante la Agencia Tributaria para pagar los impuestos. Sin embargo, si quieres facturar sin ser autónomo, debes cumplir con lo mínimo exigido por las autoridades, es decir, que la remuneración no sea superior al salario mínimo interprofesional.

Esta medida está hecha especialmente para aquellas personas que ejercen un trabajo de autónomo como una segunda opción. El límite, que no debes sobrepasar si quieres facturar sin ser autónomo, es el salario mínimo interprofesional.

Si quieres facturar sin ser autónomo de manera online, existen empresas que se dedican a esa tarea. Cobran comisión por realizar los cobros de las facturas. Algunas de ellas, exigen una mensualidad más la comisión, por lo que son una muy buena opción.

Ayudas a autónomos con discapacidad.

Hace tiempo, los autónomos con discapacidad se podían acoger a las ayudas desde el momento en que iniciaban sus actividades laborales. Actualmente, la ley se ha extendido un poco más, y los autónomos que repentinamente obtengan alguna discapacidad, también pueden acogerse a estas ayudas.

Para optar a las ayudas, la ley establece que la discapacidad debe estar en un grado igual o superior al 33%, ya sea provocada por un accidente o enfermedad.

Es un gran avance, ya que, si obtenías alguna discapacidad después de haber empezado tus actividades laborales como autónomo, no podías optar por las ayudas. Sin embargo, se hizo la reforma a la ley, para evitar ese tipo de discriminación.

De esta manera, se benefician todos los autónomos que presentan alguna condición de discapacidad. Estas ayudas incluyen bonificaciones y reducciones.

Los autónomos digitales

Esta clase de autónomos son aquellos que utilizan la tecnología para aumentar la productividad. En España, los autónomos digitales facturan mucho más que los que no son digitalizados.

La ventaja de los autónomos digitalizados se basa en la diversificación de clientes que tienen. En esta categoría de autónomos, puedes encontrar a los profesionales del área creativa, de marketing, fotógrafos, diseñadores gráficos, etc.

El sector inmobiliario y el comercio son sectores que también utilizan la digitalización. Los autónomos digitalizados los puedes encontrar en mayor número en Madrid, Andalucía y Cataluña.

Igualmente, hay bastantes en la comunidad Valenciana y en Canarias. Son zonas que han experimentado la transformación digital. En un menor grado, también puedes conseguir autónomos digitalizados en Asturias, Murcia y Extremadura.

Los autónomos digitales tienen mayores posibilidades de éxito, ya que, al usar la tecnología, pueden acortar distancias. Dependiendo de la actividad que realicen, algunos autónomos pueden atender clientes en cualquier parte del mundo a través de la tecnología.

Gracias a la tecnología, ahora puedes realizar pagos sin importar el país donde te encuentres, en diversas divisas. Prestar servicios vía online. Son muchas las ventajas que puedes obtener si eres un autónomo digital.

Tus clientes también se verán beneficiados. Los autónomos digitales, como los diseñadores gráficos o los profesionales del marketing, pueden elaborar campañas espectaculares sin necesidad de estar presentes físicamente.

CONTENIDO RELACIONADO
Trabajar como autónomo para compañía de seguros

Trabajar como autónomo para compañía de seguros Las personas que se consideran trabajadores autónomos poseen una clara ventaja respecto al resto, tienen independencia casi total. Mientras que los empleados por…

Certificados electrónicos de próxima caducidad

¿Certificado digital próxima a su caducidad? Dada la situación excepcional causada por la reciente publicación del estado de alarma para hacer frente al contagio de la población por el Coronavirus,…

Me puedo comprar un coche como Autónomo

Comprar coche como autónomo Sin duda alguna, el futuro del sector estará en manos de los coches autónomos. Se llaman así porque son vehículos que no necesitan de una persona para…

¿Cuándo se paga el autónomo?

¿Cuándo se paga el autónomo? En caso de que hayas empezado a realizar tu actividad económica y te preguntes ¿cuándo se paga el autónomo?, tienes que saber que la cuota…

¿Un autónomo puede subcontratar?

Un autónomo puede subcontratar Ser autónomo se ha vuelto un método bastante popular para trabajar y en solo España existen más de 3 millones de personas con trabajos independientes. A…

Categories: BLOG